El Gran Sol Rojo del Amanecer

sábado, 29 de enero de 2011

NUEVO PARADIGMA DE SALUD AVANZA EN BOLIVIA

EL NUEVO ENFOQUE DE LA SALUD CON LA RM SAFCI
 Nuevo paradigma de la Salud avanza en Bolivia con la ministra Dra. Nila  Heredia, con el  apoyo de la ministra, la Residencia Médica en Salud Familiar Comunitaria Intercultural RM SAFCI está practicando estos paradigmas en salud y el vivir en armonía con la naturaleza.  Los médicos residentes no tienen que permanecer en las postas sanitarias, esperando que los enfermos lleguen a la posta sanitaria, o llamando a los enfermos.  Los médicos residentes tienen que ir casa por casa a buscar a los enfermos, tienen que visitar a enfermos o no enfermos, a todas las personas de la comunidad.  El médico residente tiene que llegar a formar parte de cada familia, más para las personas de las comunidades, también tiene que aprender los idiomas originarios para comunicarse con otros pueblos.  Los médicos residentes SAFCI no tienen que maltratar a los enfermos en las postas sanitarias y hospitales, tiene que hablar con paciencia y comprensión, para ganarse la confianza y respeto con las familias de la comunidad.
Los médicos residentes tienen que conocer las enfermedades de los étnicos, occidentales, animales, plantas y las enfermedades epidemiologías de la naturaleza, la enfermedad puede provocar la contaminación del agua, aire y la tierra,  preocupaciones, tristezas, alimentos chatarras, animales enfermos, basuras, animales muertos, desnutrición pobreza.  Los médicos residentes junto con las autoridades de las comunidades, profesores de escuelas y alcaldes tienen que analizar todos los problemas sociales que existe en las comunidades a las que pertenece para encontrar soluciones para cada comunidad.    
El médico residente a través de cosmovisiones ancestrales tiene que aprender a cuidar la salud y la vida de las plantas y animales, la salud del agua, aire y la tierra, de la misma manera tiene que a consumir los mismos alimentos que consumen las personas de las comunidades.  Los médicos residentes a través de culturas ancestrales tienen que aprender a no contaminar al agua, aire ni la tierra, los médicos residentes tiene que ser sociables, cariñosos y participar en todos los eventos de las comunidades.  Tiene que promover la vida saludable en todo nivel.
Los médicos residentes tienen que fortalecer los conocimientos de los sabios y sabias de las comunidades, estos médicos transparentemente tienen que coordinar el trabajo con los sabios médicos tradicionales y otros profesionales empíricos de la comunidad para fortalecer la salud de los pueblos originarios.  Los médicos residentes tienen que apoyar a las personas de las comunidades para la elaboración de proyectos que fortalezcan los productos agropecuarios,  artesanías y música autóctona, proyectos para la construcción de puentes, caminos, viviendas, construcción de escuelas, postas sanitarias y otras necesidades del pueblo.
En las comunidades las personas tienen diferentes problemas sociales interiores y exteriores, los médicos residentes tiene que saber solucionar estos problemas, aconsejando, dando orientaciones, brindando medicamentos, los médicos tiene que ser políticos, antropólogos, psicólogos, ideólogos, astrólogos, historiadores, cosmólogos,  consejeros espirituales milenarios, artistas musicales, agricultores, artesanos, como los médicos sabios ancestrales.  Los médicos residentes en los tres años tienen que leer los libros seleccionados sobre salud y culturas ancestrales, no pueden ser encajonados como otros médicos y hablar desde un escritorio sobre la salud y el vivir bien, todos los viejos paradigmas sobre salud tienen que desaparecer.   
Los médicos residentes SAFCI, deben conocer todos los problemas, conflictos y demandas sociales, de dónde viene la mala vida y qué provoca los problemas, conflictos sociales, enfermedades y pobreza. Los médicos residentes a través de culturas ancestrales tienen que conocer el calendario agrícola, las músicas autóctonas, las fiestas agrícolas, los tres pisos ecológicos de tierras altas, bajas y valles.  Por ejemplo, al año existen tres tipos de clima: época de lluvias, época seca y época de sol quemante, cada época tiene su música particular con instrumentos que se pueden tocar sólo en esa época porque esto influye en el tipo de clima, que puede influir en las cosechas, sequías, granizadas, heladas o mucha lluvia, todo esto un médico residente SAFCI debe conocer.
A través de los médicos residentes SAFCI, tienen que ser fortalecidas las culturas, los productos agrícolas, las músicas autóctonas, las danzas, las fiestas agrícolas, las ropas originarias, la espiritualidad ancestral, las ofrendas y rituales agrícolas, las plantas medicinales, los idiomas originarios y los sabios de la comunidad.  A través de los médicos residentes las animales silvestres y acuáticos debe ser protegidos junto con las personas de las comunidades y los sabios.  En el planeta no tiene que faltar ni un animal, planta o persona, porque es como un cuerpo humano grande, si faltase un órgano, el cuerpo humano no funciona igual que uno completo, lo mismo ocurre en el planeta.
La salud, la vida, la alimentación necesitan las personas, los animales, las plantas, el agua, el aire, el alma y el espíritu  (ajayu), no solo las personas necesitan la salud, la vida y la alimentación, también la tierra, el cielo y el espíritu de la naturaleza necesitan estos tres elementos.  Los médicos residentes junto a los etnomédicos tradicionales sabios, todo esto tenemos que analizar y hacer cumplir, la salud, la vida y la alimentación es para toda la naturaleza.
 A través de las culturas ancestrales, los etnomédicos sabios y los médicos residentes SAFCI, las (wak’as) montañas sagradas, montañas nevadas, ríos, lagos, lagunas y aguas vertientes, tienen que ser protegidas de las contaminaciones.  Con la nueva  política de salud SAFCI, los alimentos, las plantas, el agua, el aire y la tierra, tiene que mantenerse limpios y sanos, sin contaminación, para que los que vivimos tanto en la tierra, el agua y el aire, como los animales terrestres, acuáticos, aves y personas, tengamos una vida saludable.  Esta nueva política SAFCI muchas personas profesionales, incluso algunos  médicos no comprenden, todos quieren permanecer con la vieja política de salud, todos ellos quieren estar detrás de sus escritorios, algunas autoridades de la comunidad instalan su oficina en las ciudades y nadie quiere trabajar con las personas de las comunidades.  Los médicos residentes SAFCI y los etnomédicos sabios tenemos que estar bien comprometidos con lucha de nuestros pueblos, no tenemos que pensar mucho en nuestros apetitos personales, las personas que no tienen profesión, trabajos, salarios y todas las persona pobres algún día que tengan trabajo, salarios y con una mejor vida.                
   
NO PUEDE EXISTIR LOS FALSOS COMENTARIOS
 Los médicos residentes SAFCI no pueden convertirse, de ninguna manera, en médicos tradicionales sabios, el médico SAFCI solo tiene que conocer todos los conocimientos ancestrales, la cultura milenaria, los médicos tiene que apoyar a los sabios para escribir sus conocimientos para que no se pierda esta sabiduría, ojo, en las comunidades existe los médicos tradicionales, ellos mismos tienen que fortalecerse, apoyados por los médicos residentes SAFCI, sus conocimientos ancestrales, los sabios  con sus propios idiomas tiene que promover sus conocimientos espirituales, ofrendas, rituales, plantas medicinales y culturas ancestrales.  Los etnomédicos sabias y sabios  son patrimonio hito cultural tangible de la humanidad, los sabios y sabias  no están reconocidos por las autoridades del Estado como profesionales, ni tampoco tienen salarios, no tienen postas sanitarias, aunque con las leyes de la nueva CPE están reconocidos como médicos tradicionales,  a estos sabios, las personas enfermas, por curación pagan dinero y/o productos, los sabios en su domicilio atienden a los enfermos o van  invitados por los enfermos a sus domicilios.
 En las comunidades y ciudades los médicos académicos tienen postas sanitarias, hospitales equipados, y  los médicos tradicionales también tienen que tener otras postas sanitarias para atender a los enfermos, los dos médicos son diferentes, no pueden ser encajonadas en la misma posta sanitaria u hospitales académicos para desperdiciar sus conocimientos. Los médicos tradicionales tienen otros paradigmas sobre salud, tienen profunda filosofía espiritual y armonía con la naturaleza, no es como los médicos académicos que piensan y que estudian para ser médico o doctor.  Los médicos tradicionales nacen señalados por la naturaleza para ser médico tradicionales sabios, ellos aprenden los conocimiento practicando con la vida, aprenden de sus ancestros, curando enfermos, leyendo la hoja de la coca, leyendo señales de la naturaleza, escuchando las historias de sus paciente, así se aprende todos los conocimientos de la historia de la  vida del pueblo.

 LAS SABIAS Y SABIOS SIEMPRE ESTAMOS MAL VISTOS POR LOS OJOS DE LAS PERSONAS AJENAS.
 Las sabias y sabios se encuentran atacados constantemente, son tratados como brujos y hechiceros por las personas de religión católica,  evangélica, algunos médicos y naturistas.  La hechicería y brujería están en las misas ceremoniales de la religión católica, las ceremonias evangélicas que protestan contra todos, en las protestas  baratas, como los problemas provocados por las politiquerías partidarias, conflictos sociales, guerras, corrupción, promiscuidad, soberbia política, engaño, hipocresía, maltratos humanos, robos, asesinatos, fiestas borracheras y educación inmoral.  Los sabios y sabias cuando hay la mala vida fatal hacen ofrendas rituales para que no vengan desgracias, mala vida dentro de las comunidades, esto no es brujería.  En las culturas de la vida de los pueblos indígenas originarias es prohibido propagar delitos y la vida inmoralidad, porque afecta a los productos agrícolas y la vida sana.                          
 Por ejemplo: las personas y animales maltratadas lloran contra las personas que maltratan, es una brujería, los curas celebran misas contra los malos, contra satanás y los evangélicos oran llorando contra otras personas, esto es una brujería, en las guerras  los heridos lloran por los malos y en la vida de pobreza muchas personas lloran por el alimento, es una brujería de la vida, por estas causas de mala vida el espíritu de la  naturaleza provoca inundaciones, sequías y desastres naturales en el mundo.  Por eso en las culturas de los pueblos, naciones indígenas originarias es prohibido propagar los conflictos, guerras, la pobreza y la vida inmoral.  Las personas de la ciudad solo se preocupan por tener dinero y trabajo, lo demás no les importa nada, ni las personas que no tienen ni la naturaleza que se destruye por culpa de estos mala vidas.  Las personas de la comunidad nos preocupamos mucho, toda esta mala vidas afecta al cultivo, las sequías, granizadas y después viene escasez de alimentos, porque las personas comen los alimentos que produce la tierra, los billetes, monedas, papeles, decretos de leyes  y armas no es alimento.
 Todos los hombres, mujeres, niños y jóvenes de las comunidades, profesionales no profesionales de las ciudades tenemos que analizar profundamente en qué vida estamos,  qué vida estamos llevando, qué vida nos está llevando hasta más de 500 años y cual será la solución para llegar a la armonía entre la naturaleza con el hombre, entre el hombre con el hombre.  Con el cambio de Estado y de gobernabilidad, desde la mente y pensamiento tenemos que cambiar, todos tenemos que pensar en tener la vida saludable, crear reservas alimentarias sin dañar la naturaleza, todos tenemos que vivir en armonía con la naturaleza y entre familias.
Para cambiar el sistema político colonial, educación y salud colonial necesitamos una persona capaz de promover la vida saludable y la política armoniosa, pero también cada uno de nosotros debemos cambiar para encontrar la buena vida. La crítica y autocrítica tiene que presentar propuestas constructivas para llegar a una política constructiva social.
Muchas personas hacen críticas sobre críticas, no tienen críticas constructivas y  no tienen propuesta claras para fortaleces la política de los pueblos, naciones indígenas originarias y campesinas como nos llaman actualmente.  Los pueblos originarios no podemos vivir en chantajes, sabotajes y soberbia política.  Los futuros jóvenes profesionales tienen que pensar en cómo fortalecer la política de la salud, educación y justicia de acuerdo a las cosmovisiones culturales ancestrales, la vieja política de la salud, educación, justicia del colonialismo no tiene remedio, tiene que morir junto con la vieja política partidaria del colonialismo.
Las personas de las comunidades, ellos mismos tienen que aprender a manejar empresas comunitarias y fábricas industriales sin corrupción, así todos tenemos que vivir con las reservas alimentarias, sanos y felices.  Las empresas transnacionales extranjeras siempre han sido discriminadores, provocadores de los conflictos, fomentan los golpes de Estado, masacres, corrupción y ambición, estas personas extranjeras son los soldados criminales que se apoderan del Estado, de los recursos naturales y  las tierras de los pueblos, naciones indígenas originarias y campesinos.  Las empresas transnacionales solo buscan apetitos personales y no les importa nuestro pueblo, la nueva invasión colonial son empresas transnacionales y partidos politiqueros destructivos.
Existe el Viceministerio de Medicina Tradicional que deben llevar al desarrollo y fortalecimiento a los médicos tradicionales a nivel nacional, recuperando conocimientos y valores ancestrales de nuestros pueblos cuyas prácticas aseguraban una buena vida.
La Residencia Medica en Salud Familiar Comunitaria Intercultural RM SAFCI es un proyecto de nueva promoción de Salud, para promover la salud holística comunitaria en todo nivel, a través de cosmovisiones y culturas ancestrales, el RM SAFCI es la lucha de las organizaciones sociales y la lucha de las autoridades de las comunidades. Con la residencia Médica SAFCI la salud, enfermedad y plantas medicinales de los pueblos no son mercantilizadas como en la salud colonial.

Amawt’a Carlos Yujra Mamani soy parte de educación en RM SAFCI  
(Tomado de Tribuna Boliviana)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Datos personales

periodista obrero. Comunista (marxista-leninista). Antiimperialista, anticapitalista y antimilitarista.